Diarios, 1984-1989

Diarios1984-1989SandorMarai

Celebrado por su inusitado talento para reflejar en sus novelas el esplendor y crepúsculo del humanismo centroeuropeo, y testigo minucioso de los grandes acontecimientos que conmovieron Europa en la primera mitad del siglo pasado, Sándor Márai vio cómo su obra quedaba relegada al olvido tras abandonar la Hungría comunista en 1948. Después de un azaroso exilio que lo llevó a la ciudad californiana de San Diego, muy lejos de la vieja Europa, pasó sus últimos años en un aislamiento casi absoluto.

Privado de su público natural, Márai escribió cinco de los seis tomos de sus diarios en el exilio; el último, redactado entre 1984 y 1989, es un testimonio apasionante y profundamente conmovedor de un hombre decidido a enfrentarse sin ambages con la muerte. Alternando recuerdos personales, instantáneas reveladoras de la vida cotidiana, con comentarios sobre diversos temas de actualidad y apuntes sobre la lectura y la tarea de escribir, el gran autor húngaro —que destaca por la potencia de su palabra y la perfecta lucidez de su mente— se convierte en observador implacable de su propio deterioro físico y narra, sin embellecerlo, el último drama de su existencia: la enfermedad y muerte de su amada esposa, Lola Matzner, con quien durante sesenta y dos años lo había compartido todo. Márai reflexiona sobre el luto y la soledad, cada vez más insoportable, al tiempo que se prepara para el momento final: «Estoy esperando el llamamiento a filas; no me doy prisa, pero tampoco quiero aplazar nada por culpa de mis dudas. Ha llegado la hora.» Escasas semanas después de esta anotación, Sándor Márai se quita la vida con un disparo.

Diarios, 1984-1989, primer volumen de los diarios que se traduce al español, nos acerca al Sándor Márai más íntimo y desgarrador, al hombre que, reconciliado con la inminencia de la muerte, pasa revista a sus inquietudes más hondas y esenciales.

compra en casa del libro Compra en Amazon Diarios, 1984-1989
Interplanetaria

1 Opinión

Escribe un comentario

  • pregunta
    on

    No he leido los diarios que se anuncian en Interplanetaria , pero sí los dos primeros volúmenes de sus memorias "Memorias de un burgués" y "¡Tierra, tierra!". Este último lo he terminado hace unos pocos días. No se me ocurrió mejor cosa para preparar un viaje a Hungría.

    Lo malo es que los he leido a posteriori y me he quedado con las ganas. Ahora creo que debería haber prestado más atención a ciertas calles, a ciertos ambientes. En cualquier caso se refieren a los años de la Segunda Guerra Mundial y la posterior implantación del comunismo en el país. Así que poco habría podido encontrar. En fin.

    Lo bueno es que he descubierto a un escritor que no me esperaba. Inteligente, de humor fino y con una capacidad enorme para analizar y transmitir cómo era esa Hungría encerrada en su lengua y abierta, por eso mismo, a Europa. Un auténtico caramelo para saborear despacito.

Leave a Comment

 

↑ RETOUR EN HAUT ↑