Sin novedad en el frente

sinnovedadenelfrente

Un clásico de la literatura antimilitarista que narra con excepcional dramatismo y veracidad la existencia cotidiana de un soldado durante la primera guerra mundial. Es una historia en la que describe con implacable claridad y cálida compasión el sufrimiento provocado por dicha guerra.

Erich Maria Remarque es el seudónimo del escritor alemán Erich Paul Remark En 1932, abandonó Alemania, y se instaló en un principio en Tessin, Suiza. En 1939 emigró a los Estados Unidos,

compra en casa del libro Compra en Amazon Sin novedad en el frente
Interplanetaria

5 Opiniones

Escribe un comentario

  • Jaro
    on

    Un clásico de la literatura y un testimonio histórico impresionante, y además a un precio modélico (todos los libros los deberían vender a diez euros, se venderían muchos más ejemplares y todos saldríamos ganando). Hace casi veinte años que lo leí, cuando tenía la misma edad que el protagonista, y lo recuerdo tan vívidamente como si lo hubiera leído ayer. Describe una serie de anécdotas e incidentes comunes a todos los soldados de todas las guerras: la dura instrucción, la altísima mortandad entre los combatientes novatos que todavía no se han fogueado, largos periodos de tedio salpicados por momentos de intenso terror, luchas cuerpo a cuerpo en que las palas se usan como hachas medievales, jóvenes apenas niños que mueren entre tremendos dolores llamando a gritos a sus madres, enormes ratas que se alimentan de los cadáveres, balas perdidas y morterazos inesperados que siegan una vida al azar, sin ninguna trascendencia, sin heroísmo, sin sentido,… Y en medio de todo el horror: la profunda camaradería que se crea entre hombres que no tienen otra cosa en común entre ellos que el compartir la trinchera y que sin embargo llegan a apreciarse más que hermanos, momentos de humor y de risas para aliviar la pesadumbre, hombres que arriesgan su vida para utilizar por unos minutos una cocina bajo el fuego artillero y que disfrutan después de unos buñuelos de patata como si se tratara de la más exquisita delicia.

    No hay nada especial en este libro, y eso es lo que lo hace especial, que describe las experiencias más terribles sin sensacionalismo, sin sensiblería, sin teorizar ni adulterar nada.

    Lo increíble es que apenas una década después de que Sin novedad en el frente obtuviera un enorme éxito en todo el planeta, el mundo se enzarzara en un segundo conflicto global todavía más sangriento.

  • lun
    on

    Suscribo los comentarios de Jaro. El tema bélico no es lo que más me llama la atención, pero después de leerme Hermanos de Sangre de Stephen Ambrose, ví en Edhasa la nueva edición de Sin novedad…y la compré. Es un libro, subyugante, y muy bien escrito, capaz de imbuirte en los entresijos de la mente de los protagonistas y padecer y disfrutar con ellos.

    Qué gusto cuando das el dinero por bien gastado.

  • Jaro
    on

    Por cierto que Hermanos de sangre está muy bien, no sé cómo será la serie de tv de Spilberg, pero el libto merece la pena por la seriedad y la hinestidad con que trata la expoeriencia de los seres humanos en combate. Recuerdo que el autor cuenta que, haciendo entrevistas personales a los suprevivientes de una unidad de choque, descubrió que después de la guerra la mayoría se habían decantado por trabajar en la educación infantil o en la construcción de viviendas: después de tanta destrucción y tanta sangría sentían, nconscientemente, el deseo de "cobstruir"", DE APÒRTAR ALGO AL BIENESTAR Y AL PROGRESO DE LOS DEMÁS. uN DETALLE QUE NO ES HABITUAL EN LAS CRÓNICAS DE HISTOIRIA MILITAR.

  • Jaro
    on

    Lo que quería decir es:

    Por cierto que Hermanos de sangre está muy bien, no sé cómo será la serie de tv de Spielberg, pero el libro merece la pena por la seriedad y la honestidad con que trata la experiencia de los seres humanos en combate. Recuerdo que el autor cuenta que, haciendo entrevistas personales a los supervivientes de una unidad de choque, descubrió que después de la guerra la mayoría de excombatientes se habían decantado por trabajar en la educación infantil o en la construcción de viviendas: después de tanta destrucción y tanta sangría sentían, inconscientemente, el deseo de "construir"", de aportar algo positivo al bienestar y al progreso de los demás. Éste es un tipo de detalle verídico y humano que no es habitual encontrar en las crónicas de Historia Militar.

    (Estimados señores administradores del foro: ¡¡A ver si haceis algo para que uno puedo autocorregir sus propios mensajes y no vayamos llenando la red de erratas y barbaridades varias!!)

  • fatigoso
    on

    Obra antimilitarista por antonomasia, una obra imprescindible para cualquier lector/a, no sólo para los/as que les guste el género bélico. Remarque hace un retrato brutal y veraz sobre las terribles condiciones que debía soportar un soldado en una trinchera de la Gran Guerra. Refleja aquello que le pasa por la cabeza, lo que sufre y en lo que llega a convertirse. Trata la camaradería, los horrores de los combates, el primitivismo al que los soldados llegan a someterse, el día a día, la subsistencia, los escasos y simples placeres, la retaguardia, los hospitales, la convivencia con la muerte, la necesidad de vivir. Todo. Es la reflexión cruda de un superviviente sobre uno de los conflictos más terribles que ha soportado la humanidad.

    Muy al hilo con Tempestades de acero, de Ernst Jünger. Aunque esta última se centra más en aspectos propiamente del combate, también tiene unas reflexiones impresionantes sobre lo puta que es la guerra.

Leave a Comment

 

↑ RETOUR EN HAUT ↑